Síntomas del embarazo ¿Estoy embarazada?

¿Quién de nosotros no ha visto una película o serie en la que los vómitos, las náuseas o los desmayos se utilizan como “pistas” para indicar que una mujer está embarazada? ¿Es realmente así, o es un mito? ¿Qué síntomas podemos considerar que son los que indican a una mujer que está embarazada?

¿Cuáles son los síntomas del embarazo?

Si somos estrictos, no hay ningún síntoma que podamos decir que es indicativo al 100%, con una seguridad absoluta sin lugar a ningún error, de que una mujer está embarazada.

Cada mujer es diferente y viven de forma diferente sus embarazos, por lo que no se puede garantizar un embarazo a partir de un determinado síntoma. La forma rutinaria de confirmar o descartar un embarazo rápidamente son las pruebas de embarazo que puedes comprar en cualquier farmacia.

Hoy en día funcionan muy bien y los fallos son muy raros. Son más comunes los falsos negativos por errores a la hora de hacer la prueba, que los falsos positivos, que también son posibles, pero muy muy raros. Al comprar la prueba puedes pedir consejo sobre cómo utilizarla mejor, asegurando un buen resultado.

Sin embargo, sí que es verdad que hay algunos síntomas que orientan, con mayor o menor certeza, hacia un embarazo:

  • La ausencia de menstruación
  • Las náuseas
  • Los mareos
  • Los cambios en la sensibilidad del pecho

 

Estos síntomas son muy conocidos como indicadores de embarazo, por lo que los comentaremos en este artículo, junto con los factores que disminuyen su fiabilidad.

 

Primer síntoma de embarazo: la ausencia de menstruación.

El primer y más básico síntoma de un embarazo es la ausencia de la menstruación, sobre todo en mujeres que son más o menos regulares.

La menstruación es ese proceso por el cual el útero se libra del endometrio, tejido uterino que se utiliza para permitir la implantación del embrión y sostener la placenta. Si no hubo fecundación ni implantación, aparece el sangrado menstrual. En cambio, si hubo implantación, el endometrio es necesario, por lo que se conservará y habrá “una falta”.

¿Por qué no decimos que la falta de menstruación es un síntoma 100% indicativo de embarazo? Porque hay otros factores que pueden hacer que la menstruación no aparezca un mes determinado, por ejemplo:

  • El uso de anticonceptivos hormonales: Hay algunos anticonceptivos que harán desaparecer la menstruación, y cuando fallan el embarazo no se ve por la ausencia de menstruación, sino que será necesario hacer una prueba de embarazo o una ecografía.
  • El estrés: El exceso de trabajo o los cambios de turno pueden desajustar el ciclo menstrual, haciendo que se retrase mucho o directamente no aparezca.
  • La pérdida excesiva de peso: La anorexia y la bulimia pueden estar detrás de una falta de la menstruación.

 

También es verdad que algunas mujeres presentan “manchado” durante el embarazo, un síntoma que puede confundirse con una menstruación ligera y enredar la situación aún más.

Pero si una mujer tiene relaciones sexuales sin protección, es razonablemente regular, y su menstruación falta un mes, la posibilidad de que esté embarazada es muy muy alta, por lo que se le recomendará realizar una prueba de embarazo.

Segundo síntoma de embarazo: náuseas y vómitos

Un clásico son las náuseas del embarazo. Los números varían en diferentes estudios, pero se calcula que la mayoría de las mujeres (70-85%) presentarán algún grado de náuseas, y hasta el 50% de las mujeres sufrirán de vómitos.

La creencia popular habla de “náuseas matinales”, pero pueden durar todo el día. Suelen aparecer a partir de la semana 4, con un pico de incidencia en la semana 8. Normalmente desaparecen antes de la semana 24, pero en los casos más molestos pueden durar todo el embarazo.

En resumen, podremos encontrar los siguientes casos:

  • Mujeres que no sufran ninguna náusea
  • Mujeres que sufran náuseas un tiempo
  • Otras mujeres podrán sufrir náuseas durante todo el embarazo
  • Hay mujeres que necesitarán tratamiento farmacológico para parar vómitos severos

En conclusión, la casuística es muy variada para considerarlo un “síntoma del embarazo” por sí solo. Además, otros factores pueden causar náuseas, desde nervios hasta gastritis.

Tercer síntoma de embarazo: mareos y desmayos

Otro síntoma que se considera “indicador de embarazo” son los mareos y desmayos.

Los mareos pueden aparecer al inicio del embarazo por descenso del nivel de azúcar, sobre todo si hay vómitos. Después, a medida que pasan las semanas es más común que aparezcan mareos, pero ya serán debidas a causas cardiovasculares. Esto es debido a los cambios en la tensión arterial y el retorno venoso, ya que la circulación sanguínea cambia debido a la presencia del bebé. Este tipo de mareos no suelen aparecer hasta el segundo o tercer trimestre de embarazo.

Con esta información podemos concluir que no todas las mujeres sentirán mareos al inicio del embarazo. Además, los mareos pueden deberse a varias causas, desde una bajada de azúcar por no comer en muchas horas o una bajada de tensión entre otras, así que tampoco es indicador al 100% de un embarazo.

Cuarto síntoma de embarazo: cambios en la sensibilidad del pecho

Durante el embarazo los pechos se vuelven más “llenos”, cambia el color de la areola a más oscuro, y pueden estar muy sensibles. Sin embargo, estos cambios tardan varias semanas en sentirse.

Lo más normal, en las dos o tres primeras semanas de embarazo es un cambio en la sensibilidad y un poco de cambio de volumen, ya que sólo es el inicio de lo que sucederá a lo largo de las siguientes semanas.

Cabe tener en cuenta que los cambios hormonales al final del período menstrual también pueden cambiar la sensibilidad del pecho, y en una misma mujer a veces se sienten más o menos en diferentes ciclos, con lo que tampoco es un signo 100% fiable. Mayor dolor cerca de tu fecha de menstruación no tienen por qué significar un embarazo. Aún con una sensación peculiar en los días previos a la regla es posible que no estés embarazada.

¿No hay un síntoma que asegure estar embarazada?

En conclusión, ningún síntoma por sí mismo indica un embarazo. Si aún no tienes “una falta” y notas náuseas, el pecho más sensible, o algún mareo, puedes hacerte una prueba de embarazo para confirmar o descartar esta opción.

Hay algunas pruebas en el mercado que permiten ver un embarazo unos días antes de que aparezca un retraso, y están disponibles en la mayoría de las farmacias. Eso sí, pide estas pruebas específicamente, porque otras pruebas sólo son fiables a partir del primer día de retraso.