Autismo y coronavirus

La situación extraordinaria que estamos viviendo ante la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 puede ser especialmente difícil de vivir para las personas con TEA.

Aunque algunas de ellas pueden percibir el confinamiento en el hogar como un refugio, donde se encuentran fuera de peligro y se sienten seguras, otras ponde sentirse estresadas, irritables y angustiadas, tanto por la falta de libertad de movimientos como para la alteración de las rutinas habituales.

Esta respuesta miedo agravar los síntomas y derivar en un aumento de las conductas repetitivas y de las dificultades para regular las emociones.

 

 

Recomendaciones para evitar alteraciones de conducta

 

Para ayudar a los niños con TEA a vivir la experiencia de confinamiento de la mejor manera posible, puede seguir los siguientes consejos:

  • Observe cómo reacciona ante la situación excepcional que está viviendo ya partir de ahí identifique las necesidades.
  • Establezca una rutina diaria:
      • Procure que sea lo más parecido posible a la habitual (levantarse, hacer las comidas, ducharse, acostarse).
      • Planifique actividades variadas, que impliquen movimiento y que los ayuden a estar más tranquilos, como saltar, hacer movimenst repetitivos y periódicos con el cuerpo o los objetos … Desarrolle su creatividad: organice juegos sensoriales (con harina, por ejemplo), diseñe circuitos con túneles y obstáculos, proponedles manualidades diversas, con papel, plastilina …
      • Utilice recursos gráficos, como pictogramas o imágenes, para ilustrar estos horarios.
  • Procure ser más flexibles en cuanto al tiempo invertido en determinadas actividades, como conductas repetitivas, uso de dispositivos electrónicos, o tareas académicas.
  • Procure que el confinamiento en el hogar no sirva para acentuar su falta de interés por compartir placer e intereses con otras personas. Proponga actividades compartidas que también impliquen relación, como preparar las comidas, jugar a juegos de mesa …
  • Explica de manera sencilla y lúdica lo que está pasando: con juegos y canciones, cuentos, pictogramas …
  • Dosificar la información y intente darles datos positivos para evitar que se angustien. 

 

 

Recomendaciones para gestionar las conductas repetitivas en relación con el coronavirus

 

Hay que hacer un uso adecuado de la información relacionada con el coronavirus y normalizar al máximo las medidas de higiene.

Puede ser de gran ayuda definir un momento del día para hablar del tema.

Si las preguntas repetitivas sobre el coronavirus y los rituales de limpieza son excesivamente frecuentes en el niño, procure cambiar el foco de atención con la ralización de actividades que le resulten agradables y gratificantes.

 

 

Atención médica

 

Si su hijo o hija necesita asistencia médica durante el confinamiento, contacte con su profesional sanitario de referencia por vías alternativas a las habituales, como las telemáticas o telefónicas. Evite acudir a los servicios de urgencias.

 

 

Paseos terapéuticas

 

Las personas con TEA pueden salir a la calle con un acompañante, siempre y cuando respeten las medidas generales de prevención recomendadas: repecto la distancia de seguridad con otras personas, lavarse las manos al llegar a casa …

Si su hijo / a necesita salir a la calle, puede solicitar la prescripción de paseos terapéuticas a su profesional sanitario de referencia. Para ello puede llamar al CAP oa través del servicio eConsulta, disponible desde Mi Salud. 

Recurra a estas salidas cuando sea estrictamente necesario. Recuerde que quedarse en casa es clave para detener el coronavirus.