¿Para qué sirve la Eupeptina?

La Eupeptina®, o como se llama ahora Eupeptin Kids®, es un producto del Laboratorio Almirall apto para ser utilizado en algunos casos de problemas digestivos infantiles. El producto está registrado desde el año 1931 y su uso se recoge en varias guías pediátricas españolas. Pero, ¿Qué es exactamente? ¿Cómo funciona? Resolvemos tus dudas respecto al Eupeptin Kids® en este post.

 

 

¿Cuál es la fórmula del Eupeptin Kids®?

 

El Eupeptin Kids® está compuesto de:

  • Pepsina: la pepsina es una enzima digestiva, presente en nuestros jugos digestivos, que permite “romper” las proteínas en fracciones más pequeñas para poder absorberlas.  Al tomar un aporte extra de pepsina la digestión se ve facilitada.
  • Sales de magnesio: carbonato, fosfato y óxido de magnesio. Son sales que atraen agua y hacen que la materia fecal sea más blanda.
  • Azúcares (sacarosa y lactosa) que dan volumen y cambian el sabor del producto.

Entre el efecto digestivo de la pepsina y los efectos laxantes de las sales de magnesio se obtiene un producto muy útil para el estreñimiento y los cólicos infantiles desde el día uno de vida.

 

 

¿Cuándo puede usarse el Eupeptin Kids®?

 

Acabamos de decir que es útil para el estreñimiento y los cólicos, así que la respuesta es obvia… ¿o no?

Es verdad que el producto es adecuado para esos usos, pero el propio prospecto pone que es un “… alimento dietético para usos médicos especiales por lo que su utilización debe ser llevada a cabo bajo supervisión médica.” Es decir, aunque el producto se puede usar en casos de estreñimiento y cólicos, tampoco es cuestión de considerar “barra libre del producto” según criterio del pariente o amigo de turno.

 

Es importante que haya un diagnóstico adecuado y un seguimiento del problema del niño. Puede que la respuesta al problema del niño sea utilizar Eupeptin Kids®, puede que haya que cambiar la dieta, o haya que favorecer que el niño haga ejercicio… a la hora de ir al baño, no todo es tomar laxantes.

 

 

¿Hay ejemplos de estreñimiento que no necesiten laxantes?

 

Existen dos situaciones de falso estreñimiento que pueden llevar a la medicación innecesaria del niño:

  • Niños que ensucian el pañal con una frecuencia adecuada a su edad y desarrollo, pero menor a la que los progenitores consideran conveniente. Por ejemplo, si los padres suelen ir al baño todos los días, es normal que se alarmen cuando su hijo solo defeca tres veces por semana.
  • Bebés que defecan con esfuerzo. Los bebés pequeños que no han aprendido a coordinar aún sus intestinos, sus músculos y el esfínter anal, defecan con esfuerzo por intentar sacar la materia a través de un esfínter que no se ha relajado. El esfuerzo desaparece cuando el bebé aprende a hacer caca correctamente, proceso que puede demorar hasta dos meses.

En cualquiera de estos casos la solución pasa por identificar correctamente la situación y tranquilizar a los padres, no por añadir laxantes a la dieta del niño.

 

 

¿Y si el niño necesita Eupeptin Kids®?

 

En otros casos sí que hay estreñimiento real, y además de considerar el uso de laxantes debemos prestar atención a estos puntos, entre otros:

  • ¿El bebé digiere bien la fórmula que ponemos en el biberón? ¿Deberíamos cambiarla a una fórmula de fácil digestión, antiestreñimiento o anticólico?
  • ¿Los nuevos alimentos que le damos son muy astringentes? ¿Hace falta más fibra?
  • ¿Toma el niño la suficiente fruta y verdura?
  • Si el niño es mayor, ¿está haciendo el ejercicio que necesita para evitar el sedentarismo?
  • ¿Hay algún problema que necesita ser diagnosticado?

 

En muchos casos son los cambios en el tipo de alimentación o el estilo de vida, y no el Eupeptin Kids® ni otros laxantes, la verdadera solución a largo plazo al estreñimiento infantil.

 

 

Si crees que tu peque está estreñido, habla con tu farmacéutico o con tu pediatra, que sabrán orientarte respecto al uso adecuado de Eupeptin Kids® y te ayudarán a implementar soluciones adecuadas tanto a corto como a largo plazo.