¿Cómo hacer crecer el pelo más deprisa?

Una de los factores de nuestro cabello a que le prestamos atención es su crecimiento. Ya sea porque se quiere cambiar el look, o porque en la peluquería “se pasaron” con la tijera o con la máquina, es usual que nos pidan consejo para hacer que el cabello crezca más deprisa. Hoy te contaremos cómo crece el cabello y cómo puedes favorecer su crecimiento.

 

 

¿Cuánto puede crecer el cabello?

 

El cabello se desarrolla en ciclos que alternan entre el crecimiento y la caída. Lo básico: la etapa de crecimiento dura varios años y termina gracias a un proceso de señalización química entre células del cuero cabelludo para dar paso a la caída capilar. Durante el período de crecimiento puedes notar que tu cabello crece a una velocidad promedio de alrededor de 1 cm por mes, con variaciones entre diferentes personas que pueden ir desde 0,5 a 3 cm por mes.

 

 

¿Puedo hacer que mi cabello crezca más rápidamente?

 

Sí y no. Por un lado, es verdad que puedes hacer algunas cosas para optimizar el crecimiento capilar. Entre las cosas que puedes hacer para que tu cabello crezca rápidamente encontramos:

  • Alimentarte bien. Si hay poca disponibilidad de nutrientes el cuerpo no los dedica al cabello, sino a los órganos principales.
  • Utilizar complementos alimentarios.  Si tienes sospechas que el punto anterior lo llevas flojo, puedes utilizar complementos alimentarios ricos en zinc, aminoácidos, y vitaminas que son necesarias para el crecimiento capilar. No sustituyen una dieta balanceada, pero pueden dar un pequeño empujón hasta que todo se regularice.
  • Utilizar productos cosméticos con estimulantes del crecimiento. Existen algunas moléculas y productos naturales que estimulan el crecimiento capilar. Suelen vehiculizarse en champús o en lociones para el cuero cabelludo.

Por otro lado, una vez que logras tu “velocidad de crecimiento capilar máxima”, determinada fuertemente por tu genética, ya no puedes estimular más el crecimiento.

 

 

¿Cuáles son los productos que han demostrado ayudar al crecimiento capilar?

 

Existen algunos productos que harían cierto efecto a la hora de hacer crecer el cabello. Y decimos “harían” porque, como comentamos antes, el crecimiento capilar depende de factores que no siempre se controlan desde un champú o loción. Muchos productos han sido testados, entre ellos:

  • Vitaminas B, C, E: se ha visto que mejoran el flujo sanguíneo en la zona capilar.
  • Bacopa: es una planta que conocemos por la medicina ayurvédica y que tiene alcaloides que parecen estimular el crecimiento capilar.
  • Ginseng. Por diferentes mecanismos prolongan la fase de crecimiento capilar, permitiendo que crezca más centímetros antes de caer. Se cree que funcionan prolongando el período de crecimiento capilar.
  • Hibiscus rosa-sinensis: algunos extractos de la conocida flor y hoja de hibisco han demostrado estimular el crecimiento del cabello, particularmente a través del estímulo del folículo piloso.
  • Cafeína: la cafeína, y por extensión las plantas que la poseen, estimulan la circulación sanguínea con impacto positivo en el crecimiento capilar.

¡Pero la lista es mucho más larga! Entre los productos que han sido testados in vivo o in vitro para estimular el crecimiento capilar encontramos: cebolla, romero, manzana, almendra, hortensia, nueces, albahaca, uva, salvia, fenogreco, bergamota, ginkgo, regaliz, soja… de ahí la gran variedad de productos que existen para la salud capilar. Utilizándolos con productos adecuados para mantener la salud del cuero cabelludo, como la equinácea, el aceite de almendras, o ciertos aceites esenciales, el crecimiento del cabello se verá muy favorecido.

 

 

¿Qué más puedo hacer para tener una cabellera larga?

 

Lo otro que puedes hacer para tener una cabellera larga es cuidar el cabello que ya ha crecido para que se mantenga años contigo. Algunas cosillas que puedes hacer son:

  • Evitar el cepillado brusco. El cepillado brusco rompe la fibra capilar.
  • Minimizar la frecuencia de tratamientos agresivos, como el decolorado o la permanente. Estos productos debilitan la fibra, facilitando su rotura.
  • Utilizar productos adecuados para tu tipo de cabello. Champú, acondicionador, mascarilla, espuma, fijador… busca productos que sean adecuados para tu fibra capilar. No es lo mismo el cabello fino y liso que el cabello con rizo grueso y cerrado.
  • Cortarlo a tiempo. Si las puntas se han roto después de un tratamiento o pasado el verano es mejor cortarlas pronto, ya que una punta rota facilita la rotura “hacia arriba” del cabello, rompiéndolo más. Si las dejas, para cuando vas a la peluquería se te ha roto buena parte de la fibra y te tienen que cortar más centímetros de los que quieres.

 

 

Como ves, tener un cabello largo y cuidado no es sólo cuestión de tomar vitaminas, es una estrategia que implica buena nutrición, los productos adecuados, y un buen cuidado capilar. Tu farmacéutico también puede ayudarte en este tema, tanto con consejo nutricional como recomendándote productos adecuados para tu tipo de cabello.